Articles / Diseño

Interfaces enfocadas en tareas

Hace algunos días Aza Raskin presentó Tab Candy, una característica que se espera incluir en Firefox 4 para que nuestro trabajo con pestañas sea más útil y ordenado, a través de una interfaz que — más allá de su evidente atractivo — me ha hecho asociar otros desarrollos en torno a lo que parece ser una firme tendencia a futuro: desarrollar interfaces enfocadas en tareas.

̣̣̣̣̣

Las posibilidades que me resultan más interesantes en Tab Candy tienen que ver con la capacidad de poder agrupar pestañas en torno a tareas específicas — en el desarrollo actual estas agrupaciones se pueden determinar manualmente, aunque están trabajando en la creación automática de grupos ̣— y de poder integrar extensiones de modo que puedan revelar información relevante de un determinado grupo de pestañas.

En otro ámbito encontramos a HTC Sense, la interfaz de usuario diseñada por HTC para sus móviles (entre los que se encuentran sus modelos con Android, aunque también aplica a algunos con Windows Mobile) que se levanta sobre tres ideas fundamentales: make it mine, stay close, discover the unexpected (hazlo mío, mantente cerca, descubre lo inesperado).

La posibilidad de personalización de su interfaz introduce el concepto de scenes, que permite tener una experiencia totalmente adaptada a un uso particular, por ejemplo, trabajo/fin de semana…

También podemos encontrar esta tendencia en los dos grandes entornos de escritorio para Linux: por una parte tenemos a GNOME Shell, que probablemente formará parte de la esperada (y retrasada) versión 3 de GNOME, que pretende ir más allá de la típica metáfora del escritorio hacia una interfaz más enfocada en la gestión de documentos y tareas: los íconos del escritorio y los menús de aplicaciones son reemplazados por una barra de actividades donde encontraremos aplicaciones, documentos y carpetas que podemos ir agregando y moviendo a través de tantas áreas de trabajo como queramos crear, y que se integrará con GNOME Activity Journal (anteriormente conocido como GNOME Zeitgeist), un diario cronológico de los archivos en los que hemos trabajado, que además podemos agrupar con etiquetas que podemos relacionar con otros grupos.

Finalmente, en KDE 4 también encontramos el concepto de actividades, que en este entorno se refiere a conjuntos de widgets que comparten un mismo wallpaper. Adicionalmente, una actividad puede estar compuesta de varios escritorios virtuales, lo que extiende aún más las posibilidades de organización del trabajo.