Las provincias son así

Tanto por su propia naturaleza como por gusto, la gente de provincias desconfía de la gran ciudad. Todos los principios de conducta que pueden surgir de un núcleo de ideas y energías culturales son contemplados como algo corrupto, como una u otra forma de pornografía. Las provincias son así.

Ruido de fondo — Don De Lillo

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.